Arte, Entretenimiento, Inspiración, Literatura

Maurice Sendak: la importancia del arte en la vida diaria

Hoy es el quinto aniversario de la muerte de Maurice Sendak, el aclamado autor e ilustrador de “Donde Viven los Monstruos” (Where The Wild Things Are). Uno de mis autores infantiles favoritos, Maurice Sendak no fue solo un genio de nuestra época, también fue un divertido artista de quien podemos aprender mucho sobre el proceso creativo y los libros para niños—o como él dice, libros que él solo escribe y los niños deciden que les gusta leer. Quise conmemorar la muerte de este gran artista traduciendo y compartiendo una breve colección de sus palabras más inspiradoras, en especial sobre el arte y su proceso creativo.

Maurice Sendak sobre la inspiración

Maurice Sendak

Durante mi adolescencia pasé cientos de horas sentado junto a mi ventana, dibujando niños del vecindario jugando. Dibujaba y escuchaba, y esos cuadernos se convirtieron en el campo fértil de mi obra más adelante. No hay un libro que haya escrito o una imagen que haya dibujado que no le deba, en alguna forma u otra, su existencia a ellos. —tomado de su discurso de aceptación de la medalla Caldecott en 1964

Yo siempre escribía, desde hace mucho, escribía cuentos. Ésta era una especie de ocupación familiar, todos escribíamos cuentos en casa.  Pero no publiqué nada, oficialmente hasta el 57. Pero si eres un ilustrador, eres casi un escritor. O quieres ser un escritor. Abrazas de una forma las palabras cuando ilustras un libro. Y así eventualmente piensas que serás un escritor, y luego con suerte te conviertes en uno.—tomado de una entrevista con Studs Terkel en 1970

Yo no me propongo escribir para niños; quiero decir que yo no escribo conscientemente un libro para algún niño imaginario. Yo solo escribo el libro porque tengo hacerlo. Así no soy condescendiente; no tengo una audiencia en mente excepto mi propio placer. Y nunca soy condescendiente conmigo mismo si puedo.—tomado de una entrevista con Studs Terkel en 1970

Maurice Sendak sobre el proceso creativo del arte

Herman Melville dijo que el artista tiene que zambullirse, ya sea que te golpees la cabeza contra una roca y tu cráneo se rompa y mueras, o, que ese golpe a la cabeza sea tan inspirador que regresas y haces el mejor trabajo que jamás has hecho. Pero – tienes que zambullirte. Y no sabes cuál será el resultado.

Ciertamente queremos proteger a nuestros niños de experiencias nuevas y dolorosas que están más allá de su comprensión emocional y eso intensifica la ansiedad, y hasta cierto punto podemos prevenir la exposición prematura a tales experiencias. Eso es obvio. Pero lo que es igualmente obvio—y frecuentemente ignorado—es el hecho de que desde muy temprano los niños conviven en términos familiares con emociones disruptivas, que el miedo y la ansiedad son una parte intrínseca de sus vidas diarias, que continuamente lidian con la frustración como mejor pueden. Y es a través de la fantasía que los niños logran hacer catarsis. Es el mejor medio que tienen para domar Los Monstruos. Es mi participación con este hecho inescapable de la infancia—la horrible vulnerabilidad de los niños y su lucha para hacer de ellos mismos los Reyes de Los Monstruos—que le da a mi obra cualquier verdad o pasión que podría tener. — tomado de su discurso de aceptación de la medalla Caldecott en 1964

Maurice Sendak sobre la importancia del arte en la vida diaria

Maurice Sendak

El arte siempre ha sido mi salvación. Y mis dioses son Herman Melville, Emily Dickinson, Mozart. Creo en ellos con todo mi corazón. Y cuando suena Mozart en mi habitación, estoy en conjunción con algo que no puedo explicar. No lo necesito. Sé que si existía un propósito en la vida, era que escuchara Mozart. O si camino en el bosque y veo un animal, el propósito en la vida era ver ese animal. Puedo recordarlo, darme cuenta de ello. Estoy aquí para tomar nota de ello. Y está más allá de mi ego, más allá de cualquier cosa que me pertenezca, un observador, un observador.— tomado de una entrevista con Bill Moyers en 2004.

¿Alguna de sus palabras ha resonado contigo? ¿Has leído Donde Viven los Monstruos o alguna otra obra de Maurice Sendak? ¿Tienes alguna otra cita de él que quieras compartir? Discutamos en los comentarios.